Alerta Procesionaria

Ayúdanos saber dónde hay árboles afectados por procesionaria y cuán afectados están.

¿Cómo debe ser la foto que nos envíes?

Si sigues las siguientes recomendaciones en el momento de hacer las fotos, tus observaciones serán de mucha utilidad para nuestra investigación:

  1. Cuando encuentres un bosque con bolsas de procesionaria, activa el GPS del móvil. Si no quieres o no puedes activarlo, siempre puedes localizar después el punto sobre el mapa.
  2. Haz una fotografía de paisaje, donde se vea todo un bosque donde las orugas de la procesionaria hayan hecho bolsas y se hayan comido las hojas de los árboles.
  3. Por defecto, haz la foto horizontal.
  4. Sólo si consideras que una foto vertical ayudaría a ver mejor el alcance de la afectación, hazla en este sentido.
  5. Abre el web-app para entrar los datos, escoge la alerta Procesionaria y sigue las instrucciones para subir tu observación. Si tienes dudas de cómo hacerlo, consulta este enlace.
processionària moderada
processionària molt alta
 
  • Para valorar el grado de afectación deberás escoger a cuál de estas imágenes se parece más el bosque que estás observando.

     

    Afectación muy alta

    El 90% de los árboles tienen bolsas y han perdido muchas hojas.

    Afectación alta

    El 60% de los árboles tienen bolsas y han perdido muchas hojas.

     

    Afectación moderada

    El 30% de los árboles tienen bolsas y han perdido muchas hojas.

     

    Afectación baja

    Se ven bolsas más o menos generalizadas pero casi no se ven árboles que hayan perdido hojas.

    Cada bosque tiene sus características y puede que, en algunos casos, resulte más difícil escoger a qué imagen se parece más tu observación. Si observas un trozo de bosque aproximadamente como el que ves en el dibujo, tu valoración será muy útil, aunque no sea exacta.

  • La procesionaria (Thaumetopoea pityocampa) es una especie de polilla nocturna muy conocida por las bolsas de seda que deja en los árboles y por las procesiones de orugas que hace en invierno.

    Durante la fase de oruga, come hojas de diferentes especies de pino y de cedro, y también sirve de alimento a diferentes especies de aves como los herrerillos, las abubillas, etc., que viven en los pinares. Por este motivo, la procesionaria juega un papel importante en el ecosistema y lo más habitual es que sus poblaciones no causen perjuicios importantes.

    Pero de vez en cuando, se registran auténticas explosiones demográficas de esta polilla, lo que provoca cierta alarma social, por dos motivos:

    1. porque producen defoliaciones muy intensas y muy extensas en algunos pinares, como las de los inviernos de 2016 y 2017.
    2. porque las orugas tienen unos pelos defensivos urticantes que pueden irritar nuestra piel y nuestras mucosas (y las de muchos otros animales), y producir reacciones alérgicas severas.

    Aún hay cosas que no conocemos bien sobre el comportamiento de esta especie. Hasta ahora, estas explosiones demográficas tenían lugar de manera más o menos cíclica y no era nada habitual que afectaran dos años seguidos la misma zona de manera muy intensa, así que el bosque tenía tiempo a recuperarse antes de la siguiente defoliación. Pero esta situación está cambiando y ahora hay que recoger más datos para comprender bien por qué y cómo afectará esto la salud de los pinares a medio y largo plazo.

  • La información que obtendremos con vuestras observaciones (dónde hay procesionaria y cuan afectado está el bosque) se combinará con datos climáticos, mapas de vegetación, mapas topográficos y otras fuentes de información que tenemos para elaborar modelos. Esto nos permitirá responder algunas preguntas dentro del contexto actual de Cataluña, como por ejemplo:

    • ¿Las afectaciones mayores se dan en lugares cálidos o fríos?
    • ¿Cómo influyen la lluvia o la nieve en estas afectaciones?
    • ¿Las orugas prefieren unas especies de pino concretas o les da igual?
    • ¿Hay altitudes por encima o por debajo de las cuales no encontramos zonas afectadas?

    Cuando tengamos datos recogidos de varios años podremos tratar la información teniendo en cuenta cómo cambiará el clima en el futuro, podremos predecir el impacto de la afectación de la procesionaria en los bosques catalanes para los próximos años y décadas. Esto nos permitirá estimar la probabilidad de que pasen algunas cosas relacionadas con este impacto, tales como:

    • Si continúa aumentando la temperatura, ¿habrá afectaciones más importantes o no?
    • ¿Qué proporción de los pinares catalanes podría verse afectada?
    • ¿Es más probable que se den afectaciones severas en las comarcas del norte o del sur?
    • ¿Y en el interior o en la costa?

    Conocer toda esta información será muy útil para planificar los tratamientos forestales preventivos y los usos del bosque; por ejemplo, para desaconsejar de manera anticipada y temporal el uso recreativo de los bosques donde haya mucha afectación.

 

Mapa de alertas por procesionaria

Este mapa te permite ver todas las contribuciones de los ciudadanos y ciudadanas a las alertas sobre procesionaria que hemos activado. Si te has registrado en el momento de hacer las observaciones, puedes visualizar todos los datos que has aportado seleccionando tu usuario.

 
 

Más información sobre la procesionaria

La procesionaria tiene un ciclo vital complejo: en verano, la polilla pone los huevos en las hojas de diferentes especies de pinos, agrupados en forma de cilindro. Desde el verano hasta el otoño van naciendo las larvas, que pasan por cinco estadios larvarios diferentes. A partir del tercer estadio ya desarrollan los característicos pelos naranjas urticantes que desprenden cuando se sienten amenazdas.

Cuando empieza el frío, las orugas de los últimos dos estadios larvarios hacen las típicas bolsas blancas en las copas de los pinos, donde se refugian para soportar las bajas temperaturas. En invierno y principio de primavera, según la zona, forman las conocidas procesiones de orugas que bajan de los pinos para enterrarse. Bajo tierra, cada larva forma un capullo y se transforma en crisálida (el último estadio antes de transformarse en la polilla adulta). En este estadio pasará al menos un año, y puede mantenerse así más años hasta que llegue un verano con buenas condiciones para que salgan y vuelva a comenzar el ciclo.

Ciclo_Procesionaria_ESP